Yojimbo

Obra maestra
INFO
OBRAS MAESTRAS
CLÁSICOS
ACCIÓN
AVENTURAS

Hablar de Akira Kurosawa es hablar de uno de los mayores genios del cine que nunca han existido. Rabiosamente original, emocionante y avanzado a su tiempo, Kurosawa es uno de los motivos por los que muchos amamos el cine. Es la primera vez que escribo en synopsis sobre un director de semejante calibre. Ya os adelanto que mis torpes palabras son incapaces de describir con algo de justicia y precisión el talento y oficio de este director. Aun así, voy a intentarlo con uno de sus muchos clásicos: Yojimbo. Si consigo que alguien, aunque sea tan solo una sola persona, le de una oportunidad a Kurosawa a través de este humilde texto, synopsis habrá cumplido su misión para siempre.

Decir que Yojimbo es un clásico de cine es como decir que la Capilla Sixtina está bien pintada. Dirigida en 1961 por Akira Kurosawa, cuenta la historia de un ronin o samurai errante que llega a un pequeño pueblo japonés controlado por dos bandas rivales. Está ambientada a mediados del S. XIX en el ocaso de la era de los samurai y está rodada en un maravilloso blanco y negro. El protagonista de Yojimbo (que en japonés significa guardaespaldas) es un personaje que ya roza casi lo mitológico. Nunca llegamos a conocer su verdadero nombre e inicialmente se nos presenta como un espadachín excepcional, un tipo cínico y astuto y aparentemente en venta al mejor postor. A medida que avanza la cinta vamos descubriendo a través de sus actos más cosas así como un personal pero inquebrantable código de honor. No es una exageración en absoluto decir que el protagonista de Yojimbo es uno de los primeros antihéroes de la historia del cine. Toshiro Mifume firma con él una de las mejores interpretaciones de todos los tiempos.

Yojimbo y Kurosawa en general son un antecedente clarísimo del cine de acción y aventuras. Cómo la acción se filma, se encuadra y se mezcla perfectamente con la historia definieron los cánones a los que todas las cintas de acción posteriores se han intentado adherir. La acción y la violencia son súbitas y letales y la tensión se maneja con una sutileza extraordinaria. La cinta, filmada en blanco y negro es pura poesía visual. Algunos de los planos más famosos de la historia del cine son de Kurosawa. En esta Yojimbo hay un plano en concreto en la batalla final que he visto cientos de veces en los típicos videos de los planos más famosos de la historia.

Además de violencia y acción, Yojimbo plantea una serie de reflexiones que no han perdido un ápice de su actualidad e interés. He oído a mucha gente llamar a Kurosawa el Shakespeare del cine por lo eterno y intrínsecamente humano de sus tramas y personajes. Creo que es una afirmación justificada. La naturaleza de la codicia, la traición, la redención, la compasión, la vida del crimen y el castigo son solo algunos de los temas que trata la película. Una serie de personajes tan geniales como el protagonista pueblan la cinta: el fiel posadero, el tonelero, el desalmado carpintero, el sufrido campesino y toda una serie de criminales de distinto pelaje.

Siempre me ha sorprendido mucho por qué Kurosawa no es más popular hoy en día. Su películas tienen todos los ingredientes para gustar: son entretenidas, emocionantes, poéticas, dramáticas y hablan sobre la naturaleza humana de la forma más directa y visual que nunca he visto. Esta Yojimbo me parece además una introducción perfecta al director por lo sencillo y ágil de la trama y la calidad de la fotografía e interpretaciones. Si la trama os resulta familiar eso es porque se ha copiado hasta la extenuación. Sin ir más lejos la famosísima A Fistfull of Dollars (Sergio Leone, 1964), con la que saltó a la fama Clint Eastwood, es un remake de este Yojimbo.

Yojimbo. Una de las películas más influyentes en el género de aventuras de la historia. Un genio en la dirección: fotografía, ritmo, temática y tono sobresaliente. Toshiro Mifune para la historia como el misterioso y letal ronin. Auténtica obra maestra sin paliativos. Vedla.

2017-09-03T18:38:53+00:00

Leave A Comment